Cómo reforzar tu sistema inmunológico siguiendo 4 claves fundamentales

Las claves que vamos a indicar a continuación están respaldados por la ciencia para que tu sistema inmunológica responda de manera rápida y positiva.

Cuando tratamos de combatir los virus, sabemos que los comportamientos clave son: lavarse las manos y evitar a las personas que están enfermos, pero ¿qué pasa con nuestro sistema inmunológico? no podemos olvidarlo…

Los expertos dicen que podemos ayudar a reforzar nuestro sistema inmunológico de forma natural para mantenernos saludables, pero ¿cómo?, pues toma nota porque aquí te mostramos las 5 claves más importantes para mantener nuestras defensas fuertes y que nuestro organismo no se debilite frente a virus y bacterias:

MANTENTE ACTIVO:

El ejercicio hace que los anticuerpos y los glóbulos blancos de tu cuerpo circulen con mayor rapidez, así podrán detectar los virus más fácilmente, poner el foco en ellos y combatirlos.

Según la investigación científica publicada en la revista “British Journal of Sports Medicine” que se le hicieron a 1000 personas mediante una encuesta, descubrieron que quienes practicaban ejercicio por lo menos cinco veces en semana, estaban menos expuestos a contagiarse de un resfriado que las personas que no hacían nada de ejercicio, y si se contagiaran de un resfriado los síntomas serían poco graves y se curarían con más rapidez.

Tampoco podemos sobrecargarnos de ejercicio físico, hay que hacerlo en su justa medida y con moderación, ya que si sometemos al cuerpo a una sobrecarga, lo exponemos a un nivel de estrés elevado y por consiguiente el sistema inmunológico se debilitará. Es recomendable hacer ejercicio físico entre 30 o 60 min al día, tanto si es una rutina intensa o moderada.

VIGILA TU DIETA

El 80% del sistema inmunológico está en el intestino, si tienes una buena alimentación tu cuerpo podrá combatir una infección de forma más efectiva.

Es recomendable seguir una dieta mediterránea, rica en verduras, frutas, grasas saludables, pescados grasos, aceite de oliva, nueces, etc..Este tipo de dieta tiene una gran cantidad de nutrientes (antioxidentes, vitamina C y zinc) que nos ayudarán a combatir infecciones y reducir las inflamaciones. Además, según un estudio publicado en “Frontiers in Physiology” las personas de 65 a 79 años que siguieron una dieta mediterránea junto con un suplemento de vitamina D, presentaron un aumento de las células que luchan contra las enfermedades, como por ejemplo las células T.

Los alimentos procesados y fritos o también las carnes se debe de limitar su ingesta, porque contribuyen a la inflamación. En general se aconseja también los alimentos integrales, fermentados (yogur, el miso) ya que nos ayudarán a desarrollar las bacterias buenas para el intestino y consigo a mejorar el sistema inmunológico.

PRESTA ATENCIÓN AL ESTRÉS

Entre la salud mental y el sistema inmunológico existe un fuerte vínculo. Cuando estás estresado tu cuerpo produce la hormona cortisol del estrés que debilita el sistema inmunológico y el cuerpo está doblemente predispuesto a desarrollar más enfermedades.

Según un estudio que se publicó en la “Academia Nacional de Ciencias” en el que se expusieron a 276 personas sanas a los virus del resfriado durante una cuarentena de 5 días, se descubrió que quienes estaban estresados, segregaron más cantidad de citoquinas (moléculas que ocasionan la inflamación) y por tanto con más probabilidad de enfermar. Igualmente, las personas que tienen síntomas de estrés le prestan menos atención a los hábitos saludables recomendados, ya sea comer bien o descansar lo suficiente, por lo que puede debilitar el sistema inmune.

También se ha demostrado mediante un estudio publicado en “Annals of Internal Medicine” que existen estrategias de meditación consciente que ayudan a controlar el estrés y la ansiedad, y que si se practica con regularidad disminuirán las probabilidades de contagiarse de una infección respiratoria.

DUERME LO SUFICIENTE

El sueño es otra ayuda natural para reforzar el sistema inmunológico. Si te privas del sueño, tu cuerpo producirá la hormona del estrés (cortisol) para mantenerte despierto con emoción de alerta, con lo cual eso también debilitará tu sistema inmune.

Las personas que duermen ocho horas tienen niveles más altos de células T que quienes duermen menos, estas personas tienen cuatro veces menos probabilidad de contraer un resfriado que aquellos que duermen menos de seis horas.

 

Si tienes alguna pregunta más sobre cómo reforzar tu sistema inmunológico, consúltanos lo que necesites. En Smartfit podemos asesorarte para que tu salud se mantenga fuerte y sana.

¡Nos vemos en los comentarios! y no te olvides de compartir y así estarás ayudando a otros a saber cómo reforzar su sistema inmunológico.

Smartfit
Your Wellness Team

Leave a Reply